Objetivos de Desarrollo del Milenio

Los objetivos acordados en la Cumbre del Milenio se conocen como los "Objetivos de Desarrollo del Milenio" (los ODM) y proporcionaron el primer marco para que todo el sistema de la ONU trabajara coherentemente y en conjunto hacia un fin común.

La Declaración del Milenio

En este documento redactado en la Cumbre del Milenio, los Estados Miembros de la ONU reafirmaron su fe en la Organización y su Carta para lograr un mundo más pacífico, más próspero y más justo y establecieron la búsqueda de que la mundialización se convirtiera en una fuerza positiva para todos los habitantes del mundo.

Asimismo, reconocieron ciertos valores fundamentales que son esenciales para las relaciones internacionales en el siglo XXI:

  • La libertad.
  • La igualdad
  • La solidaridad
  • La tolerancia.
  • El respeto de la naturaleza
  • Responsabilidad común.

Para plasmar en acciones estos valores comunes, los representantes los países miembros formularon una serie de objetivos de especial importancia, conocidos como los "Objetivos de Desarrollo del Milenio"

Además, se hizo énfasis en otras cuestiones tales como:

  • Alentar la paz, la seguridad y el desarme.
  • Lograr el desarrollo y la erradicación de la pobreza.
  • Proteger el medio ambiente.
  • Velar por los derechos humanos, la democracia y el buen gobierno.
  • Proteger a las personas vulnerables.
  • Atender las necesidades especiales de África.
  • Disminuir las enfermedades.
  • Reducir la injusticia, la desigualdad, el terrorismo y la delincuencia.
  • Fortalecer a las Naciones Unidas.

Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM)

  • Objetivo 1. Erradicar la pobreza extrema y el hambre
  • Objetivo 2. Lograr la enseñanza primaria universal
  • Objetivo 3. Promover la igualdad entre los sexos y la autonomía de la mujer
  • Objetivo 4. Reducir la mortalidad de los niños menores de 5 años
  • Objetivo 5. Mejorar la salud materna
  • Objetivo 6. Combatir el VIH/SIDA, el paludismo y otras enfermedades
  • Objetivo 7. Garantizar la sostenibilidad del medio ambiente
  • Objetivo 8. Fomentar una asociación mundial para el desarrollo

Los ODM constituyeron una prueba de la voluntad política para establecer asociaciones más sólidas, y comprometieron a los países a tomar nuevas medidas y aunar esfuerzos en la lucha contra la pobreza, el analfabetismo, el hambre, la falta de educación, la desigualdad entre los géneros, la mortalidad infantil y materna, la enfermedad y la degradación del medio ambiente. El octavo objetivo, reafirmado en Monterrey y Johannesburgo, instaba a los países ricos a adoptar medidas para aliviar la deuda, incrementar la asistencia y permitir a los países más pobres el acceso a sus mercados y tecnología.

En el informe de 2003 sobre los progresos realizados para alcanzar los ODM, el Secretario General Kofi Annan destacó que:

  • Los rápidos progresos alcanzados en algunas regiones demuestran que los Objetivos pueden ser logrados por casi todos los países del mundo
  • El apoyo político y financiero cada vez mayor en los ámbitos más importantes del desarrollo, demuestra la capacidad de movilizar rápidamente los recursos para responder a los desafíos mundiales.
  • Algunas tendencias actuales indican que en muchas partes del mundo no llegarán a cumplirse varios de los Objetivos.
  • Los líderes mundiales deben renovar urgentemente el compromiso de facilitar el libre comercio, aumentar la asistencia y aliviar la deuda para dar a los países en desarrollo la posibilidad de reducir la pobreza extrema dentro de sus fronteras.

La creación de los ODM representó el compromiso de defender los principios de la dignidad humana, la igualdad y la equidad, y liberar al mundo de la pobreza extrema. Desde su puesta en marcha en el año 2000, los esfuerzos concertados de los gobiernos nacionales, la comunidad internacional, la sociedad civil y el sector privado han ayudado a acrecentar la esperanza y las oportunidades para las personas de todo el mundo, y han arrojado resultados espectaculares.

Los ODM han movilizado esfuerzos sin precedentes para satisfacer las necesidades de las personas más pobres del mundo. Los esfuerzos encaminados a lograr los ODM se mantendrán hasta finales de 2015 y seguirán siendo una base fundamental y estable para la labor para el desarrollo después de 2015.

Es en el año 2015 los países adoptaron una nueva agenda de desarrollo sostenible sobre la base del éxito de los ODM. Las Naciones Unidas están colaborando con los gobiernos, la sociedad civil y otros asociados para aprovechar el impulso generado por los ODM a fin de seguir adelante con esa nueva y ambiciosa agenda de desarrollo sostenible.